12 Septiembre 2016

“Velad y orad”: La experiencia de los discípulos en Getsemaní

La “Memoria del misterio de Getsemaní” cumple 3 años. La oración ofrece a religiosos, peregrinos y cristianos un momento de vigilia ante Jesús Eucarístico.

Cristianos de Tierra Santa

Loading the player...
Embed Code  

Para solicitar el vídeo en alta calidad
Copy the code below and paste it into your blog or website.
<iframe width="640" height="360" src="https://www.cmc-terrasanta.org/embed/velad-y-orad-la-experiencia-de-los-discipulos-en-getsemani-11480"></iframe>
Para solicitar el vídeo en alta calidad
Por favor, envíe un mail a :
info@cmc-terrasanta.org

Asunto: Solicitud de vídeo

Mensaje:
Archivo personal / promocional para la CMC / Emisión TV

http://www.cmc-terrasanta.com/es/video/cristianos-de-tierra-santa-2/velad-y-orad-la-experiencia-de-los-discipulos-en-getsemani-11480.html

Ninguna parte de este video puede ser editado o transmitida, a menos que se llegue a un acuerdo con el Christian Media Center y siempre que todas las partes estén de acuerdo.
El jardín de Getsemaní, en el Monte de los Olivos de Jerusalén, atrae cada año a miles de peregrinos. En la basílica de la Agonía han tenido la oportunidad de encontrarse ante el lugar de la máxima angustia de Jesús.

Pero además de conocer el lugar y recordar la noche del Jueves Santo, los peregrinos tienen la oportunidad de hacer una experiencia de oración, la misma a la cual los discípulos fueron invitados por Jesús: “Velad y orad, para no caer en tentación”.

Ante Cristo, presente en el Santísimo Sacramento, el silencio se convierte en oración.

Y las palabras del Evangelio son recordadas a través de las lecturas y el canto.

Aquí Jesús reprochó a los apóstoles que no supieran velar y, sudando sangre, les enseñó a todos que en la oración es necesario obedecer a Dios.

P. FRANCESCO PATTON, ofm
Custodio de Tierra Santa
“En el fondo, el secreto de esta hora es el mismo. También nosotros somos llamados a sintonizar nuestra voluntad con la del Padre. A veces esto nos cuesta, pero es lo más importante que podemos hacer porque si en cambio queremos que sea Él quien sintonice con la onda de nuestra voluntad, nuestra voluntad es muy pobre, muy débil.”

El momento de oración prosigue en el exterior de la Iglesia, entorno al jardín de Getsemaní.

Los fieles llevan al Santísimo Sacramento en procesión con velas y antorchas, en un clima que recuerda lo que sucedió en este lugar.

SONIA VERVISKA
Peregrina polaca
“No he participado nunca en una celebración como esta. Ha sido increíble seguir la llama entorno a la Iglesia. También la atmósfera era magnífica.”

La llamada “memoria del misterio de Getsemaní” cumple tres años en septiembre, ofreciendo una experiencia que nos transporta milenios atrás.

Fr. BENITO JOSÉ CHOQUE, ofm
Guardián de la Basílica de la Agonía
“Realmente es muy bonito porque el Señor, como hizo hace dos mil años, camino de nuevo en el Huerto de los Olivos. Es el Señor, en su presencia real en la Eucaristía: cuerpo, alma y divinidad que se hacen presentes también ahora, en medio de nosotros.”

Los grupos de peregrinos que deseen participar en los momentos litúrgicos, tanto en Getsemaní como en otros santuarios franciscanos de Tierra Santa, podrán encontrar más información en la página web del Christian Information Center.